domingo, 13 de mayo de 2018

Comiendo bambú en Japón

En Japón el bambú se usa para todo. Se aprovecha cada parte de esta planta para hacer utensilios de cocina, platos, vasos, palillos... algunas casas tienen paredes de bambú para sus jardines, varandales en las escaleras o fuentes de agua para purificación. Sus hojas se usan para envolver y cocinar, y también hay calcetines de hilo de esta planta.


El bambú también se come, y sabe rico. Aparece en varios platillos de la comida japonesa como complemento o como el actor principal en el plato. Cuando se come se llama "takenoko" y su preparación no es cosa sencilla.

Takenoko en venta en el súper.

Así se ve el takenoko cuando está listo para comerse.

En el bosque de bambú de Arashiyama se pueden ver varios takenoko, sobre todo en primavera.

El bambú solo se puede comer cuando apenas se asoma en la tierra, cuando es bebé. Como es una planta que crece fácil y rápido, hay que tener cuidado de sacar al takenoko antes de que crezca porque si se tarda se pondrá duro y no se prodrá comer. Puede ser complicado encontrarlos en un bosque de bambú lleno de maleza.

¿Pueden encontrar el takenoko?

Solo se come la punta, que debe ser cortada para separar la parte dura de la parte comestible. En seguida, se debe hervir en el agua que se usó para hacer arroz (lo que soltó el arroz ayuda a suavizar  al bambú) y dejar remojando para que quede suave.

Siguen fotos y video de la abuela de Kaori cortando el takenoko que llevamos a su casa:


Así se ve por adentro.



Es en la primavera cuando se pueden disfrutar los brotes más frescos de takenoko, así que ya hemos probado varios platillos muy ricos este año.

Si se come mucho takenoko puede resultar dañino para la salud.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario