domingo, 28 de abril de 2013

Salchichas de Hello Kitty

Hello Kity, la famosa gatita kawaii de Sanrio, es extremadamente famosa en Japón. Se encuentra en todos lados y hacen de todo tipo de productos alusivos a Kitty. Hay muchas niñas coleccionistas de cosas de Kitty, y pueden encontrar de todo para decorar y usar en casa.

Yo me encontré un paquete de salchichas de Kitty. 

domingo, 21 de abril de 2013

Hanami, Sakura 花見 桜

Creo que nunca me va a dejar de sorprender la manera en la que los japoneses disfrutan de la naturaleza y conviven con ella. La admiran y creo que la cuidan bastante bien.

Como todos los años, ha llegado el tiempo del florecimiento de los árboles de cerezo japonés, el sakura, que viste de rosa a todo el archipiélago por estas fechas.

Si bien la fecha exacta de la llegada de sakura no puede ser asegurada, las proyecciones anuales sí son bastante acercadas a la realidad. Generalmente sucede en las dos primeras semanas de abril pero este año Tokyo vio las sakura desde mediados de marzo.

Es todo un acontecimiento en Japón. La gente de organiza y hace días de campo. Todos toman fotos de sakura y las presumen a sus amigos. Es como si en México saliéramos todos a tomar fotos a las jacarandas con sus flores lilas.


Los japoneses y la misma naturaleza han preparado durante años jardines con corredores y laderas llenas de árboles de sakura que, al florecer, deja un paisaje rosado que cualquiera quisiera ver con sus ojos y guardar en sus cámaras.


Las fotos siempre quedan bien con los cielos azules y despejados de la temporada.


Sacar a pasear al perro, sentarse con una amiga en una banca, salir a correr o simplemente a caminar y pensar un poco... son cosas que los japoneses hacen gustosos cuando saben que van a  estar 
rodeados de sakura. 







Los japoneses también ven al cielo más veces que mis conocidos en México, y aprecian un atardecer como ninguno de mis amigos en México lo hace. Yo les aseguro que si ven las fotos de un celular japonés (no importa si el dueño es hombre, mujer, joven, maduro o anciano) se van a encontrar con un montón de flores, atardeceres, nubes, lunas y una que otra estrella.

domingo, 14 de abril de 2013

Tu apellido afuera de la casa

Tal vez en las ciudades pequeñas de México aún se tenga la costumbre de colocar en la puerta de la casa o en la reja del estacionamiento una etiqueta con el nombre de la familia que habita la casa. Hasta donde sé esa costumbre se ha ido acabando por alguna razón.

En Japón esto es muy común. Yo diría que casi todas las casas tienen el nombre de la familia escrito en la puerta.

Aquí una foto de un negocio que se dedica a hacer estas etiquetas, a pedido del Cliente. La mayoría hechas de piedra o de madera:

Se llaman "hyousatsu" que se escribe 表 (parte alta) y 札 (ficha)

¿En sus países se estila esto?

miércoles, 10 de abril de 2013

Taxis en Japón

El servicio de taxi en Japón es muy bueno, pero muy caro.

Los taxis siempre están impecables. Brillantes por afuera y limpios por adentro. De hecho los asientos están recubiertos por una especie de tela blanca que siempre está "muy blanca".



Los taxistas casi siempre son callados, ellos manejan y no abren temas de plática ni hacen preguntas de tu vida privada. Será porque soy extranjero y no se animan, pero no me ha tocado ninguno entrometido. Eso sí, si les preguntas cosas o haces plática la mayoría son muy amables y contestan lo que les preguntaste y más. Siempre que les pregunto algo me contestan y en seguida me preguntan de dónde soy.




Todos tienen aire acondicionado o calefacción, y los taxistas visten uniformes según la empresa donde trabajan. En las primeras fotos el taxista tenía saco y corbata, en la de arriba el taxista trae corbata de moño y en una foto de abajo tiene uniforme y gorra. Todos usan guantes blancos al manejar.

Son muy prácticos cuando se tiene prisa y muchas maletas.


¿Qué tan caros son? Nada más por subirse (el banderazo) es de 800 yen promedio (poco má de 100 pesos). Un día tomé un taxi en la noche (perdí el último tren por ver un partido de la selección de México en un bar cubano) y por un trayecto de aproximadamente 25 km pagué ¡¡caso 2000 pesos!!.

Yo siempre recomiendo que sea la última opción para trasportarse si es que se va con presupuesto limitado. Obviamente, si se puede pagar es una delas opciones más prácticas aunque no dan mucha oportunidad de ver detalles en el camino.

Yo prefiero subirme a un tren y ver todo lo que puede pasar ahí (la gente, las situaciones, las pláticas) a subirme a un coche y entrar en la autopista con más coches.

Los taxis en Japón se llaman de la misma manera que en México, levantando la mano en la calle para traerlos, siempre usan taxímetro y no hay que darles propina.

domingo, 7 de abril de 2013

Noticia de México en la tele japonesa...

Una querida amiga japonesa de Atsugi en Kanagawa me pasó esta foto que tomó de las noticias de Japón: en Gómez Palacio se volcó un camión con cerveza y salió gente de todos lados para recoger las botellas tiradas...


También leí sobre una reciente reclamación de asociaciones de mexicanos en Asia (que no conozco) que pedían al gobierno mexicano hacer estrategias para mejorar la imagen de México en los países asiáticos.

Lo que yo me he dado cuenta y siempre me ha causado ruido es el hecho de que por lo menos en Japón no hay casi nada de publicidad de los paraísos turísticos mexicanos en las agencias de viajes. Ni Cancún, ni Los Cabos, ni Riviera Maya... tampoco Teotihuacan, Ciudad de México, Chiapas o Chichen Itza.

Conociendo a los japoneses, creo que estos destinos serían muy interesantes: playa, mar azules profundo y turquesa, ruinas de civilizaciones prehispánicas... además todo muy barato.

Por otro lado, es difícil tener una buena imagen si el país está lleno de gente que toma lo que no es suyo ante cualquier oportunidad... sobre todo teniendo en cuenta que las noticias malas (como lo que escuché que pasó en Acapulco con unas españolas) hacen más ruido que todas las noticias buenas... eso sí, las Secretarías de Turismo deberían poner más atención en el mercado asiático, que es de los que más viajan por el mundo.

lunes, 1 de abril de 2013

Bolsa "abandonada" en shinkansen

Cuando llegué a Japón la primera vez (en 2006) no podía creer lo confiados que eran los japoneses. La verdad es que cuando vi a las primeras bolsas o celulares en las mesas sin nadie que los cuidara no pude sino pensar "¿quién será el dueño que lo dejó ahí? ¿qué no se da cuenta de que se lo van a robar?".

Poco después se me hizo normal (tal y como debería ser en todas partes) y a veces hasta yo lo hago.

Esta foto la tomé adentro de shinkansen. Cuando me subí me senté, y en el asiento del otro extremo de la fila estaba esto:


La dueña llegó varios minutos después. Supongo que fue al baño. Lo que es cierto es que la dejó justo cuando el tren paró en la estación de Osaka, es decir, cuando podía haber más riesgo de que "desapareciera". 

Yo no me dejo de maravillar de este tipo de cosas que, aunque DEBERÍAN ser normales en todas partes, la verdad es que en pocos lados se ve.